Fábrica de galletas

 

Se proyecta el edificio como un volumen sólido y firme realizado con bloques de hormigón armado y estructura metálica. Su fachada principal rompe la linealidad con un volumen saliente revestido de lamas de madera, con un gran ventanal donde se ubican los despachos y salas polivalentes. El acceso va marcado por una jardinera de lamas de madera, separando la entrada peatonal de los accesos de carga y descarga.